Foto: Gentileza.

Por en Femenino

En la cancha principal del Estadio Monumental, se presenció un histórico momento al enfrentarse la rama femenina del cacique ante el primer equipo. Mujeres vs hombres, el fútbol es uno solo.

Tras su notable participación en la pasada Copa Libertadores Femenina, llegando una vez más a la final del certamen continental, y estando actualmente en las semifinales del torneo local, en busca de su decimotercera estrella, la institución quiso reconocer el gran desempeño de las damas invitándolas a compartir donde ellas se sienten más cómodas, en la cancha, junto al plantel del primer equipo.

Las dirigidas por Carlos Veliz realizaron el mismo trayecto que el masculino para llegar a la cancha David Arellano, donde a diferencia de los hombres, han pisado rara vez. Con la finalidad de equiparar esa brecha de género y comenzar a destruir prejuicios mal elaborados, se vieron las caras hombres y mujeres, en un distendido pero a la vez exigente amistoso.

Dos copas libertadores, más de 40 copas de primera división, participaciones en torneos intercontinentales en Japón y miles de gritos de gol, más pasión por los colores negro y blanco se hicieron presente en el gramado del campeonódromo. ¿El resultado? Un anecdótico 5-0 a favor de los varones, el cual quedará solo en los registros, ya que lo que realmente ganó en la jornada de jueves fue la inclusión y el respeto hacia el fútbol de mujeres por parte de sus colegas.

Tras el partido, ambos planteles compartieron un almuerzo de camaradería, donde se les vio a las representantes albas muy felices junto a sus compañeras.

DEJA TU COMENTARIO: